Newsletter

Quieres recibir nuestras novedades

GALERIA
Oficina Europea de Patentes (EPO)

Con UE y Japón a la cabeza, las patentes de hidrógeno se mueven a las energías limpias


La innovación en hidrógeno está cambiando hacia soluciones de bajas emisiones, con Europa y Japón a la cabeza, mientras que Estados Unidos perdiendo terreno, según un nuevo estudio conjunto de patentes de tecnología de hidrógeno realizado por la Oficina Europea de Patentes (EPO, por sus siglas en inglés) y la Agencia Internacional de Energía (IEA, por sus siglas en inglés).

Según el informe, que utiliza datos mundiales de patentes para proporcionar un análisis exhaustivo y actualizado de la innovación en tecnologías de hidrógeno, las empresas emergentes titulares de patentes atraen más de la mitad de los 10.000 millones de dólares (unos 9 mil millones de euros) en inversiones de capital riesgo en empresas relacionadas con el hidrógeno en la última década.

Según el presidente de la EPO, António Campinos, "aprovechar el potencial del hidrógeno es una parte clave de la estrategia de Europa para lograr la neutralidad climática para 2050. Pero para que el hidrógeno desempeñe un papel importante en la reducción de las emisiones de CO2, se necesita urgentemente innovación en una gama de tecnologías. Este informe revela algunos patrones de transición alentadores entre países y sectores industriales, incluida la importante contribución de Europa a la aparición de nuevas tecnologías del hidrógeno. También destaca la contribución de las nuevas empresas a la innovación del hidrógeno y su dependencia de las patentes para llevar sus invenciones al mercado".

Por su parte, el director ejecutivo de la IEA, Fatih Birol, resaltó que "el hidrógeno de fuentes de bajas emisiones puede desempeñar un papel importante en las transiciones de energía limpia con potencial para reemplazar los combustibles fósiles en industrias donde existen pocas alternativas limpias, como el transporte de larga distancia y la producción de fertilizantes. Este estudio muestra que los innovadores están respondiendo a la necesidad de cadenas de suministro de hidrógeno competitivas, pero también identifica áreas, particularmente entre los usuarios finales, donde se requiere más esfuerzo. Continuaremos ayudando a los gobiernos a estimular la innovación para tecnologías de energía limpia seguras, resilientes y sostenibles".

Europa y Japón por delante

El estudio presenta las principales tendencias en las tecnologías del hidrógeno desde 2011 hasta 2020, medidas en términos de familias de patentes internacionales (IPF), cada una de las cuales representa una invención de alto valor para la cual se han presentado solicitudes de patente en dos o más oficinas de patentes en todo el mundo. Además, encuentra que el patentamiento global de hidrógeno está liderado por la Unión Europea y Japón, que representan el 28% y el 24% respectivamente de todos los IPF presentados en este período, con un crecimiento significativo en la última década. Los países líderes en Europa son Alemania (11% del total mundial), Francia (6%) y Holanda (3%).

 

Estados Unidos, con el 20 % de todas las patentes relacionadas con el hidrógeno, es el único centro de innovación importante que vio disminuir las solicitudes internacionales de patentes de hidrógeno en la última década. La actividad de patentes internacionales en tecnologías de hidrógeno siguió siendo modesta en Corea del Sur y China, pero está en aumento. Además de estos cinco centros de innovación principales, otros países que generan volúmenes significativos de patentes de hidrógeno incluyen el Reino Unido, Suiza y Canadá.

Motivación de bajas emisiones

Según el documento, las tecnologías de producción de hidrógeno representaron la mayor cantidad de patentes de hidrógeno durante el período 2011-2020. Si bien la producción mundial de hidrógeno actualmente se basa casi en su totalidad en combustibles fósiles, los datos de patentes muestran que las innovaciones de bajas emisiones generaron más del doble de patentes internacionales en todos los segmentos de la cadena de valor del hidrógeno que las tecnologías establecidas.

Además, explica que las tecnologías motivadas por preocupaciones climáticas representaron casi el 80 % de todas las patentes relacionadas con la producción de hidrógeno en 2020, con un crecimiento impulsado principalmente por un fuerte aumento de la innovación en electrólisis. Las regiones más innovadoras ahora compiten para albergar la primera fase de despliegue industrial, y los datos sugieren que Europa está ganando ventaja como ubicación para la inversión en nueva capacidad de fabricación de electrolizadores.

Entre las muchas aplicaciones potenciales de uso final del hidrógeno, el sector automotriz ha sido durante mucho tiempo el foco de la innovación, y las patentes en este sector continúan creciendo, lideradas principalmente por Japón. Todavía no se ve un impulso similar en otras aplicaciones de uso final, a pesar de la política concertada y la atención de los medios en los últimos años sobre el potencial del hidrógeno para descarbonizar el transporte de larga distancia, la aviación, la generación de energía y la calefacción.

Así pues, el análisis concluye que las promesas nacionales de cero emisiones netas no se pueden lograr sin abordar el uso constante de combustibles fósiles en estos sectores. Un punto positivo es un aumento reciente en las patentes para el uso de hidrógeno para descarbonizar la producción de acero, posiblemente en respuesta al consenso posterior al Acuerdo de París de que el sector necesita soluciones radicales para reducir las emisiones rápidamente.

Mientras que, para las tecnologías de hidrógeno establecidas, la innovación está dominada por la industria química europea, cuya experiencia en este sector también le ha dado una ventaja en tecnologías motivadas por el clima, como la electrólisis y las pilas de combustible. Las empresas automotrices también están activas, y no solo en tecnología de vehículos. Detrás de ellos, las universidades y los institutos públicos de investigación generaron el 13,5 % de todas las patentes internacionales relacionadas con el hidrógeno entre 2011 y 2020, lideradas por instituciones francesas y coreanas, con un enfoque en métodos de producción de hidrógeno con bajas emisiones, como la electrólisis.

Comentarios

  • Sé el primero en comentar...


Deja tu comentario